Los Runners principiantes están cargados de buenos propósitos. Son pura motivación: zapatillas nuevas, equipamiento, el móvil con la playlist preparada… Pero no son estos elementos de tipo cosmético los que te tienen que preocupar, sino los de tipo técnico. Hemos recopilado algunas reglas que debes asegurarte de cumplir.

Correr regularmente no solo es bueno para la salud y fortalece el sistema cardiovascular, sino que también ayuda a perder el exceso de peso —si pautas la comida con un poco más de moderación—. Sin embargo, las reservas de grasa solo se queman después de un período de entrenamiento de unos 20 minutos. ¡Pero no dejes que eso te desanime!

El cuerpo se adapta más rápido de lo que piensas y con un entrenamiento continuo podrás superar este límite en muy poco tiempo. No importa si corres durante 30 minutos a la semana o al día. Tu cuerpo te lo agradecerá por cada tipo y cada duración de movimiento.

EMPIEZA LENTO

¡Es genial comenzar de inmediato cuando estás motivado! Pero para asegurarte de que tu primera carrera no sea la última, no debes esforzarte demasiado. Comienza con distancias cortas y alterna entre correr y caminar. Al principio, un kilómetro o 10 minutos son suficientes. Correr es un deporte de resistencia y la resistencia debe desarrollarse lentamente. No es lo quiero lo tengo.

ESTABLECE METAS REALISTAS

Las expectativas o metas demasiado altas son muy contraproducentes. Por un lado, aumentan el riesgo de lesiones, por otro lado, te desmotivarás fácilmente si no logras los objetivos que te has propuesto. No esperes poder correr una maratón después de un mes de entrenamiento.

Sin embargo, si tiene en mente un plan sólido y realista sobre cómo va a lograr ese objetivo, eso es genial. Comienza con unidades y rutas cortas y aumenta el tiempo y la duración de una semana a otra o de un mes a otro. Esto es increíblemente motivador y es más divertido mantenerlo. Sobrecarga progresiva se llama.

ENCUENTRE SOCIOS DE EJECUCIÓN

Un buen compañero de carrera o incluso un grupo completo de corredores puede brindar una motivación increíble. No tengas miedo, incluso si tus compañeros de carrera tienen más experiencia que tú. Compartirán valiosos conocimientos contigo, te motivarán y te ayudarán a alcanzar tu nivel de carrera más rápido.

¿No tienes a nadie en tu círculo de amigos o conocidos que haga running? No hay problema, en Facebook podrás encontrar grupos de casi todas las ciudades en los que se juntan los amantes de este deporte. Si no, simplemente empieza tu propio grupo y encuentra personas con ideas afines en tu ciudad

Si eres más un lobo solitario y parece que no puedes motivarte, entonces procura encontrar tu motivación en ir mejorando marcas semana a semana, siempre que te las marques en una evolución moderada, no excesiva para tu nivel.

En siguientes posts seguiremos completando la información para que tengas una colección de consejos completa y no sobrecargarte por ahora.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)
close

Recibe nuestros artículos en tu correo

¡N enviamos spam! Solo Artículos política de privacidad

Ir al contenido